Cómo lograr que nuestros hijos sean un Nadal… o un Gasol

Cómo lograr que nuestros hijos sean un Nadal… o un Gasol

“A pesar de todo lo que has ganado, siempre tienes los pies en la tierra. ¿Cómo lo consigues?”, le decían a Rafa Nadal hace unos días en Acapulco, donde está disputando un torneo. Él respondía con la misma naturalidad de siempre: “Es gracias a mi familia, que desde pequeño, aunque ya destacaba, siempre me ha tratado con normalidad, como a uno más”.

Anda, pues sí que es fácil. ¿Entonces por qué no lo ponemos más en práctica con nuestros hijos? Queremos tener por ejemplo a un futuro Cristiano Ronaldo,  un Messi o un Fernando  Torres y cometemos el error, no sólo de presionar a los pequeños, sino de inculcarles una falsa competitividad en la que sólo vale el triunfo, fomentando al mismo tiempo el odio al rival. El gran riesgo de esto es que no les enseñamos a gestionar emocionalmente las derrotas. Se buscan culpables ajenos, muchas veces  los árbitros, y se evita que los niños asuman su responsabilidad.

El camino correcto nos lo enseñan los grandes campeones como Rafa Nadal o Pau Gasol. Para ellos la derrota nunca es un fracaso, sino una motivación más para buscar la victoria en la siguiente oportunidad. Reconocen los errores que cometen, pero se esfuerzan y sacrifican al máximo para enmendarlos cuanto antes. Y sobre todo, respetan al rival por encima de todo. Su oponente no es un enemigo, sino otro deportista contra el que compiten. Unas veces se gana, otras se pierde, pero siempre se debe respetar al contrario.

julio-2012-76

Da pena y es vergonzoso ver las gradas de los estadios de fútbol repletas de pseudoaficionados que no paran de insultar a los que no son de su equipo. Es algo desgraciadamente que se reproduce también en los encuentros de las categorías inferiores, en los partidos de niños. Si en los encuentros de mayores por ese ambiente hostil y maleducado muchos padres no llevan a sus hijos, en los partidos de pequeños muchos niños no deberían llevar a sus padres.

reglas-juego-ok

Anuncios

2 comentarios sobre “Cómo lograr que nuestros hijos sean un Nadal… o un Gasol

  1. Muy cierto.
    En concreto el fútbol crea distancia entre los niños les meten tanto el fútbol en la cabeza que no tienen eleccion no disfrutan de otro deporte.Incluso casi siempre todos los familiares son del mismo equipo para poder vivir tranquilos ante la intoleracia entre unos y otros.
    Los padres suelen pensar que cuanto antes les apuntes más posibilidades tienen de tener un Cristiano Ronaldo.
    No es cierto es cuestión de gustos muchos niños practican el fútbol para que papá este orgulloso de el no disfrutando del deporte una pena….
    No tiene la culpa el deporte si no la manera de proyectar el deporte de algunos padres.

    Le gusta a 1 persona

    1. Toda la razón!! Hay que dejar a los niños disfrutar del deporte y sin presión. Pero muchos padres proyectan deseos propios y hacen creer a sus hijos que un día serán algo que puede que sea pero lo más seguro es que no… Nadales, Gasoles o Mesis hay muy pocos, pero sí podemos hacer que nuestros hijos, TODOS, sean deportistas respetuosos, tolerantes y buenos compañeros.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s